Cargando...
Ayuda
Crear Newsletter
ADN
Síntesis
Descargar artículo Enviar artículo Buscar en artículo Imprimir artículo

26/11/2018

Liquidación de herencia por el cónyuge y hermanos

Una persona fallece sin dejar descendencia. En su testamento lega a su esposo el usufructo vitalicio de sus bienes, con facultad de disponer libremente de ellos. Asimismo, instituye herederos a sus hermanas, tanto de los bienes que queden de esta herencia, como de los que no hubiese dispuesto el marido de la causante.

Ante las dudas que le suscita la liquidación del ISD, elevan consulta a la DGT que establece:

1. En este supuesto, no estamos ante un usufructo viudal normal, sin facultad de disposición, sino ante un usufructo impropio con facultad de disposición en el usufructo, en relación al cual la normativa del impuesto no aplica el régimen establecido para la desmembración del dominio y su posterior consolidación (RISD art.57).

La conmutación del usufructo con facultad de disposición, por bienes de la herencia en pleno dominio implica, además de la tributación por ISD, la realización de una permuta sujeta a ITP y AJD. En esta, el  viudo transmite su derecho de usufructo con facultad de disposición sobre determinados bienes de la herencia, por la renuncia a la expectativa de derecho a suceder de las hermanas consultantes, y viceversa, respecto de la parte que adquieren.

Si el valor de lo permutado fuese el mismo, los participantes en la operación solo tributan por el ITP y AJD; de no existir equivalencia entre las partes permutadas, el exceso tributa por el ISD.

2. En cuanto al devengo, aunque en caso de adquisiciones mortis causa se produce en el momento del fallecimiento del causante, en el caso de que una limitación (condición, término, fideicomiso o cualquier otra) suspenda la adquisición, esta se entenderá producida cuando desaparezcan las limitaciones. Este momento será además el determinante en la valoración de los bienes y tipo de gravamen aplicable (LISD art.24RISD art.47.3).